Temporada de huracanes en el Atlántico Norte podría ser la más activa desde el 2010

0

La temporada 2017 de huracanes en el Atlántico Norte podría ser la más activa desde 2010, informó el miércoles la Administración Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos (NOAA), que revisó al alza sus anteriores predicciones del número de tormentas tropicales de aquí a finales de noviembre.

La NOAA estima ahora que hay 60% de probabilidades de que la temporada de huracanes sea de una intensidad superior a lo normal, mientras que en mayo esa probabilidad era de 45%.

La agencia prevé actualmente que ocurrirán entre 14 y 19 tormentas tropicales, con vientos de al menos 63 km/h, contra los 11 a 17 anteriores.

Entre cinco y nueve de estas tormentas podrían convertirse en huracanes, y de estos, entre dos y cinco podrían alcanzar la categoría tres o más en la escala Saffir-Simpson de cinco, con vientos de al menos 178 km/h.

“Entramos ahora en la temporada alta, cuando se producen la mayoría de las tormentas” en el Atlántico Norte, dijo Gerry Bell, el principal meteorólogo del Centro de Predicción del Clima de la NOAA.

“Los vientos y las corrientes atmosféricas en la región tropical del Atlántico y el Caribe, donde se forman muchas tormentas, son muy propicios para una temporada más activa de lo normal”, sostuvo durante una conferencia telefónica.

“Esto se explica en parte por la baja probabilidad de una reaparición este año de la corriente cálida ecuatorial del Pacífico El Niño, que contribuye a un corte de vientos que desactiva la formación de tormentas y huracanes”, agregó Bell.

El experto citó también otros factores, como una temperatura por encima de la normal de las aguas en la zona tropical del Atlántico.

Para las primeras nueve semanas de la temporada de huracanes, que se extiende desde el 1 de junio a fin de noviembre, ya se han formado seis tormentas tropicales.

Durante una temporada normal para el período de referencia 1981-2010, se registraron un promedio de 12 tormentas tropicales por año, seis de las cuales alcanzaron la fuerza de un huracán. De estos, tres han sido de gran potencia, de la categoría 3 a la 5.

De les seis tormentas tropicales de esta temporada, una se produjo en abril, dos en junio, dos en julio y una en agosto.

Dos de ellas llegaron a las costas estadounidenses: Cindy alcanzó Texas y Luisiana el 22 de junio, generando fuertes lluvias y causando inundaciones y múltiples tornados.

El primer huracán de la temporada 2017 podría ser Franklin, actualmente una tormenta tropical, y podría convertirse en huracán al llegar a las costas mexicanas la noche de este miércoles.

La temporada de huracanes 2016 fue la más activa desde 2012, con la formación de 15 tormentas tropicales, de las que siete se convirtieron en huracanes, cuatro muy potentes.

Fuente: El Universo.

Share.

Comments are closed.