Cargando Streaming

Berlusconi, ingresado de urgencia en Mónaco por problemas de corazón

0

Silvio Berlusconi, que en septiembre cumplió 84 años, ha vuelto al hospital por un problema de arritmias cardíacas. Ha sido Alberto Zangrillo, médico de confianza del ex primer ministro, quien decidió que ingresara en el Centro Cardiotorácico de Mónaco, un hospital especializado del Principado.

El líder de Forza Italia se encontraba en la residencia de su primogénita Marina, en el municipio francés de Valbonne (Provenza), cerca de Niza, a unos 50 kilómetros de Mónaco. «El lunes -ha explicado Zangrillo a la agencia Ansa- fui con urgencia donde reside temporalmente Berlusconi, en el sur de Francia, por un agravamiento. Decidí que fuera hospitalizado en Mónaco porque no consideré prudente afrontar un traslado a Italia». En 2016, el ex primer ministro se sometió a una cirugía a corazón abierto, por una insuficiencia aórtica grave, y en el 2006 se le implantó un marcapasos en el centro médico estadounidense Cleveland Clinic.

El profesor Alberto Zangrillo, jefe del departamento de reanimación en el hospital San Rafael de Milán, ha asegurado que al magnate se le realizan exámenes rutinarios y que en pocos días volverá a su casa.

Silvio Berlusconi ha pasado la mayor parte del confinamiento en la lujosa residencia de su hija Marina en Châteauneuf-de-Grasse, Valbonne, a 35 kilómetros de Niza, en una villa de mediados del siglo XIX con unos cien mil metros cuadrados de terreno. En todo momento, Berlusconi ha estado acompañado por Marta Fascina (31), diputada de Forza Italia, de Melito Porto Salvo (Reggio Calabria), compañera del Cavaliere desde marzo 2019, cuando se conoció que había roto su relación con Francesca Pascale (35).

Resurrección política
El ex primer ministro se contagió de Covid-19 en agosto y tuvo que ser ingresado en el hospital San Rafael por una neumonía bilateral. Hizo entonces una declaración para advertir a los negacionistas de la gravedad de la pandemia: «Desgraciadamente, esto no es un resfriado… Ahora que la epidemia me afecta personalmente, y no solo a mí sino también a mi familia, me doy cuenta una vez más de lo grave que es esta tragedia que nos ha sucedido. Me doy cuenta de cuántos dolores sembró en tantas familias, cuánto dolor causó a tanta gente. Pienso en los que ya no están, pienso en los que han perdido a sus seres queridos…».

En los últimos meses, Silvio Berlusconi ha participado activamente en la vida política italiana. Ha sido su enésima resurrección política. Su partido, que había caído en las encuestas por debajo del 7 %, ha recuperado terreno y hoy los sondeos dan a Forza Italia aproximadamente el 10 % de votos en caso de elecciones. La imagen de Berlusconi se ha revalorizado políticamente porque ofrece una moderación y representa un contrapeso en el centro derecha, dominado hoy por dos líderes ultraderechistas, Matteo Salvini (Liga) y Georgia Meloni (Hermanos de Italia).

En la caótica y confusa vida política italiana, el ex primer ministro ha ganado protagonismo en los últimos tiempos, pero sigue aún con sus eternos problemas con la justicia. Hoy mismo, el fundador del grupo Fininvest tenía que haber comparecido en un tribunal de Siena para hacer una declaración espontánea ante el juez, al estar acusado de presunta corrupción en actos judiciales. Según la acusación, habría pagado al pianista Danilo Mariani, también imputado, para que diera falso testimonio sobre el caso de sus polémicas fiestas de bunga bunga en su villa de Arcore en Milán.

Este proceso se conoce como «Ruby Ter», o tercer juicio relacionado con el bunga bunga, concretamente el que analiza si el magnate pagó a las jóvenes que participaron en sus festines para que guardaran silencio y no lo inculparan en sus declaraciones ante la magistratura. En Siena, la fiscal Valentina Magnini ha pedido una condena de 4 años y 2 meses de prisión para Berlusconi. En la audiencia de hoy, sus abogados han presentado una declaración escrita espontánea en la que el exprimer ministro se declara inocente. La audiencia para la deposición espontánea de Berlusconi se ha pospuesto para el 8 de abril.

Share.

Comments are closed.