Cargando Streaming

China está construyendo fábricas dentro de los campos de concentración para la minoría musulmana uigur

0

El régimen de Beijing está intensificando su uso de trabajo forzado por parte de la minoría musulmana uigur, muchos de cuyos miembros son mantenidos en campos de concentración, donde también se intenta que renuncien a su cultura y su religiónmediante abusos físicos y psicológicos

El uso de mano de obra cuasi esclava en esta región occidental del gigante asiático ya ha sido documentada. De hecho, distintos países y grandes marcas -Estados Unidos y H&M, entre ellos- han anunciado que prohibirán los productos cuya fabricación esté vinculada de alguna manera a esta prática.

No obstante, nuevas imágenes satelitales muestran que Beijing ha seguido adelante con ella, al punto que ha construído fábricas dentro de los complejos donde las personas están confinadas.

Según indicó en un reporte especial Buzzfeed News, el gigante asiático ha acelerado la construcción de campos durante los últimos tres años. Un nuevo análisis de las imágenes, publicadas en exclusiva, muestran que al menos 135 de esos predios incluyen fábricas. Y según investigadores y personas que fueron encerradas allí “es prácticamente seguro” que se desarrollen trabajos forzados.

Los edificios que los analistas consideran son fábricas abarcan un total de casi 2 millones de medios cuadrados. Y el área se está expandiendo, considerando que las autoridades chinas también continúan construyendo nuevos campos.

El medio detalló que solo en 2018 el área total de los campos aumentó en 1,3 millones de metros cuadrados. Por ellos ha pasado un total aproximado de un millón de personas desde 2016. La mayoría de ellos llegó allí como consecuencia de arrestos arbitrarios y una vez dentro sufrieron torturas, esterilizaciones y abortos forzados. También han reportado ser obligados a comer cerdo -pese a que el islám lo prohíbe- y tener que aprender chino mandarín.

Dos ex prisioneros dijeron a Buzfeed que fueron forzados a trabajar y nunca se les dio una alternativa y que recibieron a cambio centavos o nada. “Crearon este lugar maligno y destruyeron mi vida”, expresó al medio Dina Nurdybai, quien estuvo detenida entre 2017 y 2018.

Share.

Comments are closed.