Extraen semen a su hijo muerto para concebir un nieto heredero

0

La pareja, que todavía se mantiene en el anonimato, convive actualmente con un nieto de tres años de edad. El doctor que condujo todo el proceso, David Smotrich, ofreció a los ancianos elegir el sexo del bebé —varón— y las características de la madre que iba llevarlo consigo durante nueve meses. El óvulo que se utilizó no fue de la gestante, sino donado.

La noticia, aparecida en Daily Mail, suma controversia al ya de por sí polémico debate sobre la gestación subrogada: si alquilar un vientre supone un dilema moral, ¿cuán problemático es utilizar el semen de alguien sin vida, cuando en ningún caso expresó su voluntad de tener hijos?

La ciencia avanza para hacernos preguntas que jamás pensamos tener que responder: ¿Puede un hijo no deseado ser un objeto de lujo?

Fuente: PLay Ground.

Share.

Comments are closed.